¿Te Gusta Organizar Fiestas? Haz De Tu Pasión Tu Negocio
¿Cómo Ser Una Organizadora De Eventos?

¿Te Gusta Organizar Fiestas? Haz De Tu Pasión Tu Negocio

¿Cómo ser una organizadora de eventos?

Actualmente las personas viven sumamente ocupadas, el trabajo, los hijos, la familia, son muchas responsabilidades y, además son mucho más activas socialmente, así que no tienen tiempo para preparar sus fiestas, ¡Ahí es donde se crea el emprendimiento de organizadora de eventos!

¿Te gusta ayudar a organizar fiestas en casa? ¡conviértelo en un negocio!

Si tu familia y amigos siempre cuentan contigo para organizar los cumpleaños, si resultas planeando las presentaciones, reuniones y conferencias en el trabajo, si siempre terminan recurriendo a ti para organizar eventos ¡hay un negocio interesante para ti!

Una organizadora de eventos, es capaz de coordinar y liderar equipos de trabajo, consulta con el cliente acerca de sus preferencias, diseña y hace seguimiento del plan de trabajo, puede investigar y dar soluciones rápidamente a los problemas que surjan en el momento.

Si eres capaz de hacer todo esto, tienes nervios de acero, te encantan las manualidades e ir de compras, ser organizadora de eventos será una muy buena opción, así que te daremos algunos consejos para que tengas éxito en este creciente negocio.

¿Qué debes estudiar para ser organizadora de eventos?

Antes de posicionarte en el sector es importante que hagas un curso para ser organizadora de eventos, los hay tanto presenciales como virtuales, y te dará una instrucción muy importante del protocolo, para todo tipo de celebraciones.

Siendo organizadora de eventos tendrás a tu cargo bodas, aniversarios, bautizos, primeras comuniones, fiestas de cumpleaños, o si eres mucho más ambiciosa, puedes manejar eventos grandes, como congresos, eventos deportivos, reuniones políticas, grados, realmente hay mucho para hacer, pero, cada fiesta tiene un protocolo diferente, tanto en horarios, como en lo que puedes servir en las comidas o no, en el tipo de decoración, los colores a utilizar, etc.

Si bien podemos por intuición hacer una excelente fiesta para nuestra familia, cuando ya vas a cobrar para organizar eventos será necesario investigar un poco más para que todo salga perfecto.

Subcontratación, un tema álgido pero importante

Para los eventos pequeños, de 10 ó 20 personas sin duda puedes hacerlo todo. La comida, la decoración, las bebidas, incluso la recreación, pero, para eventos más grandes, en los que tendrás que planear y calcular presupuestos para 50 personas o más, siempre será mejor que subcontrates.

Dividir las tareas y entregarlas a personas competentes y responsables será lo más importante.  Si hasta ahora estas empezando en el negocio como organizadora de eventos, puedes convertirte en colaboradora de un profesional bien situado, así te dará la experiencia y bases prácticas para comenzar a conocer las rutinas de este negocio y luego ¡dar el salto a la independencia!

Para subcontratar debes tener al menos dos contactos que se dediquen a lo mismo, por si uno está ocupado con otro evento. Por ejemplo, debes tener al menos dos pasteleros con quienes trabajar, que tengan experiencia en bodas. Igualmente, con los decoradores y floristas, e incluso con empresas que tengan automóviles antiguos para llevar a la novia, etc.

Debes disponer de efectivo o tener confianza con los proveedores.

La mayoría de personas al pactar la atención del evento solo pagan la mitad y luego, al finalizar el evento pagarán el resto, pero, tu puedes pactar un porcentaje diferente, por ejemplo, un 60 – 40% e incluso un 70 – 30% lo que te permitirá pagar a tiempo a los proveedores y recoger tu ganancia al final.

Cuando ya tienes confianza con tus subcontratados, que vienen siendo tus proveedores, ellos se adecuarán al pago según los porcentajes pactados, así que todos se beneficiarán.

Especialízate en algún tipo de eventos

Este tema es sumamente amplio, así que, especialízate como organizadora de eventos en tres o cuatro tipos de fiestas, no quiere decir que no puedas organizar otros en caso de que te lo soliciten, pero por cuestiones prácticas y de contactos, no trates de abarcarlo todo, al menos no al principio, pues entre más crezca tu empresa, más podrás atender.

Lo mejor de todo: Para empezar, solo necesitas una excelente página web, y muchos contactos, que estén dispuestos a trabajar en cuanto comiencen a llegar clientes.   ¿A quiénes necesitarás?

Alquileres de salones, banqueteros, meseros, floristas, pasteleros, músicos, decoradoras, si atiendes bodas tendrás que tener en cuenta también, alquiler de cubiertos, copas y mantelería, además de tener unos cuantos contactos de alquiler o confección de trajes para novios, incluso joyerías, si lo llegaran a necesitar los novios.  Ser una organizadora de eventos es maravilloso y además le darás empleos indirectos a muchas personas, así que toma papel y lápiz y empieza a trabajar en tu emprendimiento.

Deja un comentario

Gabriela Chavarría

Redactora y Desarrolladora Web en OmniMujer.com